lunes, mayo 29, 2006

pequeño Larousse ilustrado

Será por mi pseudo idilio con este gordito de cuyo nombre me enamoré, que a extrañas horas de la noche aparecen preguntas en mis ventanas como si Bethoven siempre fue sordo o cómo se llamaba ese al que le debemos la comedia humana... era Balzac y acuérdate del vals pero con B de bueno o de balsa que viene a ser un maredamen que si lo vemos con lazos de embarcación es un buque, así como si vemos al pequeño Larousse al lado de los otros, él es una criatura... y los menores serán microscópicos o de bolsillo en el que cabe ¡cuánto capital simbólico!
Fue precisamente por lo chiquito pero ilustrado que me llamó la atención, porque tiene instrucción mas no porque tiene dibujos-miento- no tiene instrucciones para leerlo pero sin ellas ilustra: da luz al entendimiento (y aclara con citas y comentarios); los dibujos-cambio- son imágenes que ayudan a la imaginación del concepto, que representan a la divinidad y a la semejanza repetida en un espejo o en el agua... y luego son poéticas... Pero para el ciudadano común, como podría ser quien lee, osea usted o tú (léase YO) las imágenes son las opiniones que se tienen sobre cierta institución como la "Muy Ilustre Municipalidad de Guayaquil", que al fin y al cabo así se llama a sí misma-de fama o mérito notable (MUY NOTABLE)- y también en superlativa ilustrísima pero que rotundamente- y tal vez por eso- no forma parte de la Ilustración que ilustra como mi pequeño Larousse sino con televisión y otros adornejos -que no critico- para reemplazar a la palabra que sigue... Imada (cada una de las explanadas de madera que conducen el buque al agua).

Y después que por qué me divierte este Niño si es casi como el de los Breton, digo el de los sueños donde me Río... aunque sea yo, aunque sea a extrañas horas de la noche, aunque sea el colmo del ahogo de la risa agria-aunque crean que hay pez de agua dulce los que y aunque no me entienden- me río de YO:

¿Y quién es Larousse sino su papi?

sábado, mayo 20, 2006

crítica al lector

A quien no entienda:

"—¡donde, no obstante, tantos trabajadores siguen muriendo mientras yo le escribo a usted! Trabajar ahora, eso nunca jamás; estoy en huelga. Por el momento, lo que hago es encanallarme todo lo posible. ¿Por qué? Quiero ser poeta y me estoy esforzando en hacerme Vidente: ni va usted a comprender nada, ni apenas si yo sabré expresárselo. Ello consiste en alcanzar lo desconocido por el desarreglo de todos los sentidos. Los padecimientos son enormes, pero hay que ser fuerte, que haber nacido poeta, y yo me he dado cuenta de que soy poeta. No es en modo alguno culpa mía. Nos equivocamos al decir: yo pienso: deberíamos decir me piensan. — Perdón por el juego de palabras.
YO es otro".


Esto lo tomé de la primera "Carta del vidente" que Arthur Rimbaud le escribe a Georges Izambard en mayo de 1871.

Ah, ¿tampoco sabe quién es Rimbaud, y menos el otro, y qué le interesa?
Está usted perdiendo el tiempo en este blog, debería leer los términos de usuario, debería pensar un poco antes de leer. Debería leer un poco antes de interpretar, debería saber que por algo cada texto tiene un contexto, así como detrás de cada blog hay un bloggero y detrás de cada post hay un lector. Sea usted uno bueno, tómese la crítica como se toma una Coca Cola, y si no le gusta, se la cambio...
¿sabor y tamaño de su bebida?

jueves, mayo 18, 2006

a los "in"soportables.

para los que no vayan a entender nada y de casualidad quieran entender (pero no se los recomiendo)... vayan a los blogs "literarios" de Guayaquil, o al menos que así se llamen (y no digo yo que por eso no sean) , o a cualquiera que haya querido burlarse de ellos, o a cualquier otro que sí lo hizo:

creo que al fin y al cabo alguien...
álguienes...
tendrá...n
que hacer un post
que defina lo que es
buena o mala poesía...
y tal vez si no es "la Ansaldo",
nadie...s
se lo crea.

Pero como Cecilia es célebre, inteligente, con todos sus fascinantes adjetivos neutros...
ella no tiene un blog.

miércoles, mayo 17, 2006

malaseña

La literatura es una condena que si no se paga, pena.

La mía es la rima, cara de tiburón.

Yo solía tener un cepillo de dientes...

martes, mayo 16, 2006

la partida

me conformo con la de abajo, con la de arriba... ¿qué le vamos a hacer a la vida? si desapunta sus entremeses... es más fácil ser cadáver como difícil deshacérselo.
Fragmentada en un picasso o en un palacio, en un palacio amarguidulce que propone una felicidad discontínua, contínua, con pie para diptongo... no más información.

sí, ella baila sola.



"Una de las cosas que más le gusta hacer a la gente es quejarse... pero con el tono lastimoso, el que dé pena, sí, el de los mendigos. Una de las cosas que más le gusta hacer a la gente es mendigar. Y me sorprende ver cómo una de las cosas que más le gusta hacer a la gente es dejarse mendigar y sentir pena... dejarse contagiar esa lástima, esa pesadumbre, ese letargo.
De dejarse... cuando lo que más le gusta hacer a la gente es dejarse.
¿Suena redundante? Sí, la gente es reduntante, y sí, odio a la gente.
Empiezo a no soportar la debilidad. Y no somos insensibles, no somos ositos de peluche.
Si vuelves a mi para que absorva las causas de tu miserable vida, voy a exprimirte las de quien realmente tiene una vida miserable, y no por 'desgracia del cielo', sino por no hacer nada por dejarla. Voy a contarte cómo no te voy a consolar: te voy a hacer reír de lo estúpido que te ves llorando. Así como cambia la cara y el tono de los niños que se asoman en la ventana del carro, cuando la bajo y los imito, y se ríen... les digo HOLA, cómo estás, cómo te llamas... Así te pondré atención, y verás que todo lo que necesitas es un espejo".





ENTRA:

Dices que así no estas bien, pero no cambias nada.
Dices que puedes hacer, pero ni empiezas ni acabas.
Luchas contigo esta vez, no puedes salir corriendo...
es tan fuerte tu tormenta que fuera ves mojado el suelo.
...y no recuerdas que tus botas nunca te fallaron
que pisaste mil tormentas y siempre te has salvado
solo tuviste que andar, solo creer en tus pasos
eres tú quien sabe más, eres quien saldrá ganando.
Hay tanta fuerza que debes romper el silencio que abrazas
silencio de miedos, silencio de planes
que son posibles, que tienen llave
pero si dejas atrás la pregunta de cómo saldrán...
Silencio y respuesta, elige el que sea
la que te hace bien, la que no duela
Verás como se abre una puerta
sólo tienes que entrar
Entra...
¿Qué día no salió el sol, qué día no despertaste?
Recuerda cuando creís­te perderte y te encontraste
Tan fácil como que vives, que sueñas, que sabes...
tan tuyo que si tú entras, tú también sales.
Hay tanta fuerza que debes romper el silencio que abrazas
silencio de miedos, silencio de planes
que son posibles, que tienen llave
pero si dejas atrás la pregunta de cómo saldrán...
Silencio y respuesta, elige el que sea
la que te hace bien, la que no duela
Verás como se abre una puerta
sólo tienes que entrar

Entra...
Entra...
¡Entra... entra!

domingo, mayo 14, 2006

sábado, mayo 13, 2006

¡nuestro propio puente llaguno!

Prometo que no volveré a hacer que el Señor T me rete por no hacer la pregunta que "hubiera sido lo máximo"... Es que no sé por qué... siempre se me ocurren al final, y hoy mis vísceras públicas están truncadas.


Pues resultó interesante, no sé si más el foro que el documental, porque como lo dicen en la publicidad... (y no quiero volver a parafrasearlos) "una cosa lleva a la otra" (lo que no siempre es cierto porque como diría El Chavo...) En fin:


Sí, en Venezuela no se dejaron manipular más la información, ni presentar verdades a medias o medias mentiras para ocultar esa clase de barbaridades políticas que se hacen pasar por personas buenas que defienden al pueblo del presidente.


Por supuesto que yo no les voy a contar la película...

Un señor del foro hizo referencia a la bala mágica, o bueno, yo me imaginé la bala mágica después de los nosecuántos tiros perfectos que se dieron en el documental y en ese 11 de abril también, no es ninguna mentira (yo no soy un medio), en las cabezas de nuestros hermanos venezolanos (como lo diría si lo fuera).


Entre la referencia de este señor anónimo al hecho de que los medios "emboban" a la gente y el alegar de una joven sobre la falta de educación en nuestro país, se daba la defensoría de los medios por parte de Carlos Jijón, quien proclamaba a la “audiencia totalitaria” culpable de que no se vean los programas educativos que ellos no pasan por que no tienen tanto rating como los de chismes o morbosidades, y (aquí se me pareció por el tono al de los niños de la calle que piden plata para comprarse “zapatillas” o “útiles escolares”) “lamentablemente de eso vivimos”.


Aquí viene bien la cita de Humberto Mata que se perdieron los que no fueron:
y es que a la gente le encanta creer cosas.


Pero, como también lo plantearon otros jóvenes, ¿y la gente que no tiene a quién más creerle que a la televisión o a los que les regalan camisetas? ¿Los que no vienen al MAAC por cuestiones "culturales"? ¿por qué no invitan a los colegios fiscales, por ejemplo, a participar de este tipo de foros, a ver estos documentales?


Hubo un señor "gringo" (no quisiera llamarlo así pero no sé cómo más describir su estilo) que proponía la creación de un canal de televisión público, para así deshacernos de los intereses de los medios y de la política, e implementar un periodismo más democrático. A esta inteligente idea, Mata se encargó de tenerle desilusión porque, en comparación con una BBC... (¿por qué siempre se compararán los ecuatorianos para decir "nosotros no podemos"?) "en este país tan politizado"... (mas bien estoy de acuerdo con el señor que cuchicheaba atrás: "tan corrupto") no hay cabida para la cultura; pero Jeanine Zambrano se encargó de ilustrarlos acerca de la hermandad Política-Cultura, además sobre la interdependencia medios-audiencia, para que no se le eche como siempre la responsabilidad social sólo a los ciudadanos.


Finalmente Santiago Roldós reclamará porque no se habló de la película, pero rescatará un punto importante que sí voy a mencionar, y es que quienes se rebelaron ante la injusticia del cuarto poder "no creyendo más" fueron justamente los de "el pueblo arrecho defiende su derecho", nuevo canto de un pueblo unido que jamás será vencido, como también lo podría ser el nuestro, o el de "este país".

Pero claro que el foro dejó ganas derramadas, además de las mías de hacerle la pregunta al señor Jijón: En vista de que estas discusiones se dan sólo en estos micropúblicos, ¿cuánto rating cree usted que tendría la exposición de un documental como éste, que habla de la manipulación de la información por parte de los medios (y ESAS –violencias, matanzas, injusticias- CONSECUENCIAS REALE$$) ...eh... no sé... qué tal en la televisión nacional, señor?

jueves, mayo 11, 2006

la meta blog

Ya bostezo...
que me digan que un blog es o no es, que si todos somos bloggers, que se odian y se aman los unos a los otros... ya estoy estoy harta de esta maravilla, ya no hay mucha diferencia entre esto y lo otro, ¿todos hablan al mismo tiempo? Yo sí que no quiero ser su profesora... siempre pasa lo mismo, nadie levanta la mano, porque si la levantan, escogen al de al lado... ¿bajo qué criterios se escoge? Todos somos iguales... y estamos en Google, señores, ¿que qué bien? ¡qué desastre! ¿en qué están pensando!
Lo peor de todo es que caí aquí, y no me "murí" :(
Ya no sé qué hacer con ustedes... hasta me hacen reír.

¡Todos afuera! www.lametablog.blogspot.com

jueves, mayo 04, 2006

Poesía para aprobar taller de lírica

La Poesía se cayó de la cama
y quebró su muñeca;
ahora escribe Lírica.
Lo que amo de la lírica y la poesía, es que no son la misma cosa, pero lo son: una contenida en la otra conteniéndola cuando juega en el papel de conteniente.

Voy a empezar de atrás hacia delante y en desorden, porque así es más divertido cuando se suele mirar la vida siempre de una sola manera… a veces hay que ponerla al revés y pensar que así tiene un sentido, tal vez más verdadero y con más sentido que como la solemos contemplar. Porque así nos repensamos.

Lo curioso es que el papel de la poesía en la vida y en la literatura (o viceversa) tiene que ver directamente con el papel: sin ella, la vida sería un papel en blanco, y aún así existiría la poesía. La literatura en este caso sería invisible pero no impensable, ni mucho menos insensible.
Resulta la poesía como un dulce para la lengua, tan dulce que la corta y la hace sangrar. Así como un lienzo vacío, la vida espera por sus colores.

Ya se equivocó la pregunta antes de responderla, si creo que podré o no escribir poesía, porque la poesía está en el sólo poder de escribir… de allí si la dejo crecer o la mato en el intento. Claro que también la podemos encontrar en otros, y en sus vidas, y en sus muertes.
Lo que sí creo, es que podré escribir en lenguaje lírico… los recursos siempre sirven, todo lo que se produce debe servir para algo y ¿por qué no, para escribir, para uno mismo? Aunque debería decir, mejor, para una misma.


Si algo me llamó mucho la atención fue la poesía de mujeres… me hizo pensar en musas, y en que por alguna razón no existe un solo muso en el mundo de las letras.


Ni el suspiro es un muso porque, como ya lo escribí una vez, Suspiro es el nombre de una mujer reprimida por la realidad. Y por eso son las musas las que inspiran a los poetas, el plural en donde las mujeres están siempre implícitas y contenidas como la poesía en la lírica, y al revés.
Ellas siempre tendrán algo que aportarle al mundo de las letras -a la Literatura- que es un lugar sustantivo femenino en donde las mujeres no son como las pintan, tal y como Rosario Castellanos las revive y las mata en Meditación en el umbral, sino que tienen “Otro modo de ser humano y ser libre. / Otro modo de ser”.

¿Será por la sensibilidad que - dicen - al hombre le hace falta? Mas está claro ahora que al hombre desde un principio lo que le hizo falta era poesía, y quien lo condujera a una muerte rotunda, una como la de Carmen Jodra Davó, que sepa bien de los venenos de la literatura y de concupiscencias:

“Que nos mancha los labios de palabra,
Los ojos de figura
Y el cerebro de sueños y pecados,
En flagrante, diabólica impostura” (4).


“Benditos los que se someten a su mirada oscura”, y risueñas como Rosalía, por haber encontrado en ella la libertad de Dios.
Fueron entonces las Ítacas quienes cerraron este taller, y fomentaron un largo viaje para emprender u olvidar.

Seguiré entonces abandonando el sentido lógico de las palabras y haciendo vanguardia, porque ésta nunca se acaba… la poesía también nace de la poesía y muere en ella para convertirse en otra, para hacerse imagen poética y encontrarse con Medardo luego de arrancarse la vida.

La mala poesía es la que no da miedo sino vergüenza… no trasmite nada nuevo, se embaraza de apariencias y no tiene musas ni padres como Efraín o Jorge Enrique Adoum. Comete faltas injustificadas, pierde la materia, no lee, no se nutre de contextos como sí lo hace la poesía popular, que tampoco es mi preferida pero la felicito por su especialidad:
Admirable, sin duda, toda la que se haga respetar a sí misma y a sus costumbres -bellas, grotescas, pero sensatas.
La mayoría de ellas cuenta con historias, con verdades de ciudad.

La poesía popular simpatiza al lector como al turista, y lo hace volver, que es lo importante… que quiera conocer más de ella, más de otras, que se invente una mejor: un arte poética.

Un arte poética tiene un sexo extraño… un género hermafrodita para cada quién. Es una poesía que se haga hombre, una especie de dios.
Todos tenemos una propia, disímil y antagonista como la de Huidobro y Neruda:

“no una mujer,
no un hombre,
sino miles, millones”. (10)


Y todas ellas en una misma corriente que “también es como el río interminable / que pasa y queda y es cristal de un mismo / Heráclito inconstante, que es el mismo / y es otro, como el río interminable” (11): el creacionismo, gracias al cual “el poeta es un pequeño Dios” (12).


¿No es monstruosa la poesía, importantísima? Ella sí provoca miedo, sí provoca… provoca todo.
“Grata, grieta, gruta, grita delicias” (13) como la de haber conocido a sus padres y a los míos, y a adquirir con ellos todos los síndromes…

Si en el principio era el verbo y el verbo es masculino como todas las partes de la oración, ¿de dónde sale ella sin él; y él, sin ella?

“mituplicada tú yo mildividido” (15), suena más animado.


Como dije en un principio y ahora al final, los que si quieren se invierten o se divierten, y así juegan conmigo a las palabras o a jugar con ellas y a no ser como se supone que deben de ser: él al principio y ella al final…

La poesía tiene un papel y el papel la tiene a ella convertida en la vida y en la literatura, que también son la misma cosa si lo dices en lírica… y ese papel nos corresponde a todos los que escribimos: el de ser traviesos con las palabras, y hacer algo con ellas.





(4) Carmen Jodra Davó, “Señores, yo sé bien de los venenos…”.
(10) Pablo Neruda, “Oda a la poesía”.
(11) Jorge Luis Borges, Arte Poética.
(12) Vicente Huidobro, Arte Poética.
(13) Efraín Jara Idrovo.
(15) Jorge Enrique Adoum, “En el principio era el verbo”.

miércoles, mayo 03, 2006

"Dios es un payaso...

(desde hoy, no me importa lo que entiendan... sólo lo que disfruten de lo que sea esto del hoy que remece la vida)

'estoy toda raspada porque me caí... el fantasma de mis palabras me tumbó de la cama, no sé cómo ni por qué... y me duele pero de la dicha... son como los raspones de una trepada en los árboles, de una patinada, de un juego de escondidas, de cualquier cosa que te hace sentir importante
porque puedes contar luego lo que te pasó y sentirte orgullosa de eso... me gustaría no tener tantos morados en la espalda ni en la cola para poder mostrárselos a todo el mundo y decir que me trepo a los rascacielos, que me caigo y no me muero...'.

Este ha sido, si no el más, otro día de esos a los que se les podría llamar así : el más. (¿Elmás?) Sé que todos conocen a Elmás pero nadie lo presenta:

Elmás, todos... todos, Elmás.

Sabía que no iba a resultar tan gracioso una vez que lo contara, (así que no lo hago y se los dejo a su imagen y semejanza...).

Mientras escribo pienso y pienso más rápido y observo... es tán fácil y divertido hacer de todo y nada al mismo tiempo... jajajajajaja...

Después de todo lo que nos pase, después de todo lo que sea después de todo

Sólo nos queda la risa".